¿QUÉ EXIGIR CUANDO ADQUIERES UN PERRO?

Esta es un pregunta que todos nos hemos hecho al adquirir un perro ya que la mayoría al decidir introducir un nuevo compañero en nuestra vida no tenemos muy claro qué tenemos que hacer o que exigir.

Si te has enamorado de esta raza has decidido adquirir responsablemente un EAT que será un infatigable, inteligente y leal compañero, contribuyendo además a su preservación, puedes hacerlo de varias maneras, las dos vías principales son:

  • Adopción en protectora o perrera.
  • Compra de un cachorro.

A continuación os explicamos un poco los pasos a seguir o recomendables en cada uno de estos casos.

ADOPCIÓN DE UN EAT

Un acto muy noble y valioso para el perro es darle a alguno de estos peludos una segunda oportunidad que de seguro agradecerán profundamente.

Muchos pastores vascos acaban siendo abandonados. Algunos son aún cachorros, otros jóvenes y otros por ser ya mayores. La mayoría de estos casos suele ser por ser camadas indeseadas o que no se pueden colocar, por que la persona que adquiere el perro no sabe hacerse con él o no era consciente de la forma de ser y las necesidades de un EAT, por mudanzas en las que no se le tiene en cuenta, otros porque dicen que el perro no sirve para el pastoreo, y otros porque al hacerse mayor el perro y no poder seguir el mismo ritmo en vez de jubilarlo dignamente y cuidarlo optan por deshacerse de él. Son fallos nuestros que pagan los pobres perros por nuestra irresponsabilidad. Además, aunque sea secundario, muchos de estos perros son de raza pura, por lo que su adopción además de rescatarlos puede contribuir a la mejora de la situación de la raza. Desde esta web también animamos a la adopción de estos peludos menos afortunados.

Algunas de las cosas que puede implicar la adopción son las siguientes:

Acogida:

Como casa de acogida puedes acoger temporalmente a un EAT abandonado hasta que le adopten y encuentre un nuevo hogar.

Lo ideal es que el perro encuentre un hogar definitivo, pero si no tienes claro del todo si un EAT es para ti pero estás interesado en intentarlo puedes probar primero con la acogida temporal. El perro irá contigo a casa y convivirá contigo, pero aún seguirá esperando a ser adoptado. Si veis que congeniáis podrás adoptarlo definitivamente, que sería lo ideal, y en caso contrario al menos has actuado responsablemente y lo has tenido un tiempo dándole cariño fuera de la perrera.

Requisitos para adoptar a una mascota:

  • Ser mayor de edad. Se presentará el DNI de identificación.
  • Comprobante de domicilio. Documento que demuestre que la persona es propietaria del domicilio donde vivirá la mascota o, en caso de alquiler, que el arrendatario permite residir con animales.
  • Contrato de adopción. Debes firmar un acta que te compromete a:
    • Cuidar de tu mascota y mantenerla en unas condiciones óptimas de espacio, tiempo, alimentación, ejercicio…
    • Dotarle de los cuidados veterinarios que necesite. La mascota se entregará desparasitada y con las correspondientes vacunas, los perros llevarán además microchip.
    • No destinarlo a la cría o reproducción. (En el caso del EAT al estar en peligro de extinción se pueden hacer algunas excepciones siempre y cuando la cría sea responsable).
    • Notificar cualquier cambio a la asociación (pérdida, muerte…).
    • Si no puedes hacerte cargo de él nunca lo abandonarás, lo devolverás a la asociación.

Lo que debes saber para adoptar una mascota:

  • La asociación tiene el derecho de no entregarte la mascota si no se cumplen los requisitos exigidos.
  • Puede solicitar que la presentación o adopción del animal se realice en el domicilio en el que vivirá la mascota para conocer su futuro entorno.
  • Durante el régimen de acogida se realizará un seguimiento para ver qué tal se adapta la mascota a la familia y comprobar que se cumple el compromiso adquirido.
  • Si te encuentras un animal abandonado existe un plazo de tiempo que hay que esperar antes de poder adoptarlo oficialmente por si el dueño lo ha perdido y lo quiere reclamar.
  • Cubrir los costes. Las asociaciones no reciben subsidio económico sino que viven de las ayudas económicas personales. Se trata de una donación para cubrir los gastos veterinarios de la mascota mientras ha estado bajo su tutela.

Aunque cada vez se encuentran más EAT a lo largo de la península, la mayoría de estos se encuentran a lo largo de la franja norte, y aún más en las zonas oriundas del perro como son Euskadi o Navarra, hay que estar atento ya que las asociaciones y perreras no siempre reconocen bien la raza del animal dándolo en muchos casos por mestizo y viceversa, pero conociendo su morfología podemos orientarnos.

Aquí os dejamos algunos enlaces de los lugares donde más EAT suelen poder adoptarse.

Enlaces (pendiente)


COMPRA DE UN CACHORRO EAT

La compra de un cachorro es algo muy importante con lo que debemos de procurar ser muy cuidadosos. Nos hace mucha ilusión, una vez hemos decidido adquirir la bolica de pelo que será nuestro compañero fiel a la que enseñaremos trucos y habilidades y que nos acompañará durante una buena parte de nuestra vida.

Hay que recordar que la situación en la que se encuentran estos perros es algo precaria, por lo que hay que ser especialmente cuidadoso a la hora de escoger a nuestro cachorro, para que no solo sea un gran compañero sino un verdadero EAT como los que llevan tantos años acompañándonos contribuyendo así a poder seguir disfrutando de ellos otros tantos años más y que no desaparezca.

Para procurar hacer una compra realmente responsable os dejamos una serie de pautas a tener en cuenta para exigir al criador.

EN CUANTO A LOS PADRES

  • Es importante que se dé como máximo una consanguinidad del 12%. Cuanto menor mejor. Evitar sobre todo cruces entre hermanos o primos hermanos, y si no tienen ningún parentesco mejor que mejor. (Sino pueden atontarse o peor tener enfermedades).
  • Muy importante que aunque los padres y antepasados sean de la misma raza, también sean de la misma variedad. Están completamente diferenciados y los genes son fuertes, aunque pueda parecer que no, acaban surgiendo perros con características de la otra variedad hasta 4 generaciones después, es un problema grave.
  • Se tiene que considerar seriamente el carácter, la aptitud para el trabajo, la calidad, tipicidad y conformación. En la elección de ejemplares para la cría, debe tenerse en cuenta que la agresividad o el miedo, no forman parte del carácter de nuestro Perro Pastor Vasco.
  • Ninguna perra se ha de cruzar sin tener la certeza de su buen estado de salud, o la del macho. Asegurarse, de que los padres están libres de defectos hereditarios graves y que se hallen en perfecto estado de salud.
    • Displasia de Cadera (HD).
    • Displasia de Codo (ED).
    • Pruebas oculares. (No suelen tener ningún problema pero no está de más).
    • Otros posibles: Epilepsia, asegurarse que aunque tenga el RRC en este especifique que es apto para cría pues puede haber faltas que se admitan como animal de compañía pero no como cría para no transmitirlas. Solicitar una prueba de ADN para comprobar el origen y salir de dudas sobre su pedigrí. (Aunque esta última igual hoy corre de tu bolsillo).
  • Además en cuanto al tipo de perro que busque has de tener en cuenta las siguientes cosas:
    • Si buscas un perro de trabajo, solicita vídeos de los padres trabajando en pastoreo.
    • Si buscas un perro de belleza, pide información sobre los títulos obtenidos en exposiciones de morfología, infórmate sobre standard y asegúrate de que los padres lo cumplen.
    • Si buscas un perro de deporte, preocúpate de entrenar, ya que el aprendizaje de los padres no se hereda.

EN CUANTO AL CRIADERO

  • Pregunta cuál es la actividad que suele hacer el perro, con qué frecuencia, la alimentación que sigue y no dejes de pedir fotos actuales suyas que se les vea bien, pues así verás el estado del perro y su morfología.
  • Todos los ejemplares del criadero deberán estar alojados adecuadamente, en espacio suficiente, protegidos de la intemperie y recibiendo alimentación correcta, asistencia sanitaria y buen trato social y afectivo.

EN CUANTO A LOS CACHORROS

  • Procura asegurarte de que los cachorros hayan tenido una buena socialización y pide fotos mientras van creciendo.
  • Asegurarte de que la alimentación ha sido correcta. Lo ideal es que el criador te entregue una hoja con a la dieta alimenticia del cachorro.
  • Los cachorros no podrán abandonar el criadero a una edad inferior a los 60 días, resultando lo ideal entregarlo a sus nuevos propietarios a partir de las 10 semanas de vida, con dos vacunas administradas al menos en una ocasión contra moquillo y parvovirus y convenientemente desparasitados. Tendrán que darte su cartilla sanitaria oficial (o documento provisional análogo, firmado y sellado por el veterinario) en la que se incluyan fecha de desparasitaciones, producto utilizado y vacunas.
  • Los cachorros deberán salir previamente identificados con tatuaje o microchip.
  • El perro debe de venir con la seguridad de que su camada está inscrita en la RSCE, lo que implica que puede tener dos tipos de pedigrí el RRC (que en sí no es un pedigrí, pero al tenerlo sus padres automáticamente el cachorro también pasa a tenerlo a falta de confirmarlo) o el LOE, que es el máximo pedigrí que puede tener. Si la camada no está inscrita, no importa su procedencia, no tendrá ninguno.
  • Si te lo envían a casa, ten presente que ningún cachorro menor de 6 meses debería viajar solo ya sea en jaula o transportín durante más de 5 horas desatendido de cuidado humano.

OTRAS COSAS A TENER EN CUENTA

  • Debemos leer bien el contrato antes de firmarlo, saber qué garantías cubre el criador (genéticas, víricas, displasias…), y que condiciones tendremos qué cumplir nosotros como compradores. Lo ideal es que el criador dará una garantía al nuevo propietario de 14 días frente a las enfermedades de las cuales va vacunado el cachorro, y otra de 2 años para las enfermedades graves de origen genético que imposibiliten una vida normal del mismo. Y aclarar que sucedería en esos casos.  En el justificante deberán constar:
    • Los datos del vendedor.
    • El precio pagado.
    • Una descripción del animal mencionando su raza.
    • Certificado de pedigrí o deseo de obtención del certificado de pedigrí.
  • Lo ideal es ir a visitar al criador antes de decidir si es el adecuado, si coincide que la camada ya ha nacido perfecto, si no como lo más habitual es que vayas a recoger a tu cachorro, tendrás la oportunidad de conocer a los padres, (o al menos a la madre) el sitio donde viven y al resto de cachorros.
  • Si un criador no tiene ningún cachorro de su propio afijo, hay tres opciones: Es principiante, solo cría para vender, o cría por mantener la raza pero sin tener cuidado con hacerlo bien del todo. Algunos puede que incluso críen bien, pero la despreocupación por estas cosas da pie a la reflexión. Aunque se haga un poco la vista gorda, recordar que ahora por ley es obligatorio un afijo para criar.
  • Si el criador además está inscrito como criador dentro de un club de raza canina siendo admitido por éste como tal, suele implicar la aceptación de un código de conducta de cría. Esto es algo que os puede servir de referente y  para tranquilizaros, ya que por norma general los clubs suelen tener todas estas cosas en cuenta además de cubrir cierta política de reclamaciones.

Bueno y todo esto es lo que en teoría debería de hacer un buen criador. Ahora vamos a ser realistas con la actual situación del EAT y un poco comprensivos con ella, con la esperanza de que esta situación solamente sea temporal y que por el bien de estos perros lo expuesto arriba sea cada vez más frecuente y menos esporádico.

Hoy hay muy pocos criadores de EAT, y muchos menos que lo hagan todo correctamente y den de alta las camadas, pero los hay, y es algo que se les debe de ponderar, por su esfuerzo, amor y dedicación. Hay que tener en cuenta que en esta raza los criadores lo hacen por afición no por lucro, por amor a esta raza y deseo de que se mantenga y prospere.

Así los precios también varían, no son muy altos, pues cubren los gastos de las radiografías y pruebas, la alimentación, las vacunas, las cartillas, los papeleos y poquito más. Cuanto más os pidan por un perro más garantías tenéis que realmente estén haciendo las cosas bien, si os dejan de dar alguna de esta información o de estos papeles, desconfiar un poco, o al menos saber que no es seguro que estén cumpliendo con todas las cosas de la lista. Que luego no haya sorpresas. Un verdadero EAT sin ningún tipo de problemas, sano y que ayuda en la recuperación de la raza debería de cumplirlas. Hay ciertas cosas que un criador no puede controlar, pero las que están dentro de su control, es inadmisible que no las cumpla.

De todas formas lo habitual es que un criador críe para sí mismo, es decir, que haga camadas para mejorar sus líneas, y su planteamiento principal sea quedarse algún cachorro de la camada que ha realizado, y así seguir mejorando su línea. Que se quede un cachorro es buena señal. De todos modos averiguar si podéis cual es el planteamiento y línea de cría que suela tener el criador. Os dará muchas pistas sobre la calidad de los perros.

Y recordad que pese a todo, si solo vamos a visitar al criador la hora de recoger al cachorro, podemos llevarnos una sorpresa, y que el cachorro, el criadero, o el estado de los perros no cumpla nuestras expectativas, o con lo que hemos ido hablando. El consejo en este caso, aunque sea duro para nosotros, es dejar al cachorro, exigir nuestra reserva si la hemos pagado, irnos y seguir buscando. Es la única manera de aleccionar al criador de que no está yendo por buen camino. Aunque claro, una vez con el cachorrito, eso no siempre es fácil.

En esta web podréis encontrar a algunos de los criadores de esta raza en los apartados de  criadores en activo (gorbeiakoa e iletsua) y de venta, adopciones y montas.

Bibliografía:

Códigos de conducta de cría canina varios:

Perro Bouvier de Berna, Perro de Agua español, Dálmata, Gos d’Atura, Perro Lobo Checoslovaco…

https://www.hogarmania.com

http://www.i-perros.com

https://www.laguiadelbordercollie.com

 

Sueta

Autor (es) : Sueta

Curiosa y enamorada de estos perros. Tratando de aportar un granito de arena para que se les conozca y comprenda mejor, pudiendo así disfrutar de ellos durante mucho tiempo. "Deja el mundo mejor de como lo encontraste." B.P.