Visitas web Euskal Artzain  Visitantes desde 1998
EuskaraCatalàEnglishFrançaisDeutschItalianoEspañol

La historia de una adopción

Hoy sin duda una historia que nos conmueve porque la vivimos de primera mano en el grupo del Euskal Artzain y esa es la historia de Congo, un gorbeiakoa con la cara de la tristeza e incertidumbre por la que pasan muchos perros en pleno siglo 20 y la cara de la esperanza y suerte de encontrar una familia de adopción.

Pero muchos perros antes de encontrar su familia definitiva pasan por contratos con los dueños, suelen ser semanales en donde se puede revocar la acogida o adopción por falta de adaptación, es comprensible y es de valorar en muchos casos el paso de intentar dar un hogar a estos desafortunados perros y que muchos de ellos vienen con estres y taras de un maltrato previo.

Y así, como muchos otros ejemplares caninos llegó a ACMA, en el valle de Trápaga (BIZKAIA) y el resto nos lo cuentan dos de las protagonistas de esta historia de triste comienzo y esta vez con un final feliz.

Antes de que Eli nos cuente el principio de la adopción de Congo quiero dejar por escrito que mucha gente de los varios grupos de mensajerías dedicados a esta raza han sido testigos y partícipes del seguimiento de esta historia y supongo entre todos se ha ayudado en que hoy tenga los mejores dueños pero no siempre ocurre así. El uso de las mensajerías y redes sociales la mayoría de las veces ayuda potencia un poco esa viralidad y ese feedback de distribuir algo tan importante como necesario.

ELISABETH

Entre finales de mayo y primeros de junio  vi una publicación en Facebook con la foto de Congo: “pastor vasco” de un año. Era un perro para pastoreo pero como no servía para ello vivía encadenado. Por suerte nos lo cedieron. Hablamos de ACMA, continúo: llegó muy delgado pero fue ganando peso. Es un perro juguetón y muy curioso y siempre busca el cariño de todos, perros y personas. Muy activo y ha estado en casa de acogida donde se ha portado muy bien. Cartilla al día, pasaporte, desparasitado y pendiente de esterilización.

Como a mi me encantan los Euskal Artzain me llamó la atención y lo difundí en mi muro pidiendo una familia para él.

Al poco tiempo vi otra publicación del 13 de junio donde la protectora decía: Congo lleva unos días en casa de acogida, le conocieron en la quedada de la manada canina y se enamoraron de él. Se porta muy bien y están encantados pero por desgracia por motivos personales tendrá que volver a la protectora.

Al leer que de nuevo se quedaba sin familia, nuevamente lo difundí y estaba pendiente si alguna familia se fijaba en él o no. Yo quería que la gente lo conociese y conociese la raza y darle la oportunidad como perro de compañía y no solo para estar en caseríos entre ovejas. Así que hablé con la protectora y les dije que yo tenía muchos perros y no lo podía adoptar pero que justo me había incorporado a un grupo de whatsapp de gente que tenía esta raza y que hacían asiduas reuniones en el monte y que si me lo dejaban los fines de semana lo tendría en casa y lo llevaría a esas grandes y emocionantes reuniones campestres y entre el grupo seguro que saldría una familia. Pero fue justo ese mismo día o no recuerdo si al día siguiente que Congo casi tenía una nueva familia de acogida que recuerdo en el grupo se compartieron esos momentos de felicidad y fueron capturados y retratados en el nuevo hogar y las nuevas personas. Así quedó la cosa y todos sentimos mucha alegría y hasta los nuevos dueños se unieron al grupo social y le habían cambiado el nombre. Yo le conocí por la foto que mando al grupo y que llevaban un día con él y estaban contentísimos y hubo felicitaciones también por facebook, etc.

Pero Congo recuperó lamentáblemente su nombre porque pocos días después volvió a ingresar en ACMA. Pensando que podría haber problemas de conducta me puse de nuevo en contacto con ellos pero la respuesta fue la misma, es un perro excepcional. Me puse en contacto con amigos y alguno de ellos se preocupó y llamó de nuevo al centro y la respuesta era tajante, Congo es un gran perro pero con mala suerte.

Así que seguí difundiendo esperanzada de poder conseguir el mejor hogar para este perro porque yo soy así y creo que además de deber es una obligación. Pasan los días y de nuevo sorpresa y en este mismo grupo. Alguien pone una foto de un gorbeiakoa y ostras… pero si es Congo, me persigue, no puede ser, con una nueva familia, son finales de agosto y había sido adoptado.. a ver si por última vez, al final me va a dar pena no tenerlo conmigo porque casi forma parte de mi… Pero mirándolo bien, de alguna manera estaba también aquí con nosotros y sus nuevos dueños, Carol y Jorge y su primer nombre, Congo.

Y como ya las cosas estaban de que “si” en septiembre paseando por un mercadillo de Ortuella a lo lejos veo un perro impresionantemente bonito e indiscutíblemente parecido a Congui, como cariñosamente le llamábamos ya por whatsapp, era él y con él Carol y Jorge, felices, menuda sorpresa e ilusión para todos, hasta el perro parecía conocerme. Me acerqué a ellos y nos presentamos todos, momentazo !!!

Me sigo emocionando y aprovecho que igual hasta aquí habrá gente que siga leyendo para agradecer a todas aquellas personas comprometidas en dar una mejor vida a estos animales, estos perros que en muchos casos sufren si no maltratos físicos si situaciones de estres y soledad con falta de cariño y es deber de todos y obligación como he dicho antes compartir e intentar primero que haya crías responsables y luego personas con corazón. Os dejo a Carol que os contará su experiencia con este gran perro, un beso a todos.

CAROL

Congo viene de la arboleda, su primer dueño no lo quería porque no trabajaba bien, vivió encadenado y a patadas, la protectora ACMA lo recupero, y le dieron cariño, alimentos y empezaron a buscarle familia, lo acogió una familia y al poco lo devolvió, de seguido otra pareja también lo iba a adoptar pero tampoco funciono. Un sábado vi su foto por facebook, llame me informe fuimos a verlo un domingo, y desde ese día Congo vino a casa y por supuesto nunca mas se ira, lleva con nosotros 5 meses y es una maravilla de perro, aprende rápido, cariñoso, protector, independiente también. Pero un amor y que voy a decir yo precioso.

Vino con muchos miedos, si levantabas la voz se asustaba mucho como esperando los golpes, otra de las cosas cuando comía siempre con miedo, como esperando que le atacasen o chillarán, probamos con la pequeña en quitarle comida, meter la mano en el cuenco y todo genial, en poco tiempo aprendió que tiene su sitio que se le quiere y es uno mas de casa. No sabía ni una orden, eso nos esta llevando mas trabajo, pero poco a poco lo coge muy bien. Se le notaba al principio falta de autoestima tanto en la calle como en casa el mismo no sabe el potencial que tiene. Eso si desde el primer día a respetado todo de la casa, a sabido hacerse querer y mucho, es muy observador. Y por supuesto nuestro amor.

Contaros que al ser una variedad de una raza en peligro de extinción tiene contrato de sus pelotas, os explico: hasta los 2 años no puede montar y luego una monta cada 2 años y así hasta los 8 años. Sin duda un requisito lógico y acertado de una protectora comprometida en que no haya abusos a perras y una venta incontrolada de cachorros.

Queremos que empiece a pastorear y moverse al son de su instinto pastor de la mano de nuestro amigo Jose Ramón, del que os hablaremos muy pronto en una historia de superación con siñu perro “Kit”.

A continuación os ponemos el enlace a esta protectora que una vez más dio la oportunidad a un perro a poder tener una vida digna como la de Congo actualmente.

ACMA

Hoy Congo está así de contento y feliz, podéis observar detenídamente ambas fotos, el “ayer” y el “ahora”.

Quisiera dar las gracias a Elisabeth y a Carol-Jorge por su compromiso y sensibilidad, desde aquí nuestro cariño, también por ser grandes personas y por los ratos de conversación tan majos que nos tiramos en los grupos en favor y recuperación de una raza en peligro de extionción como es el Euskal Artzain. Como solemos decir, nuestro grito de guerra, larga vida al “pastor vasco”.

OTRAS HISTORIAS

Ana Y Argos

La historia de Argos comienza con un abandono en Galicia, estaba en acogida, pero son un grupo de amigos q se dedican a proteger y buscar casa a los perros q aparecen en la zona, por lo tanto no es protectora a efectos legales. Por lo tanto, sin contrato, sin chip, sin nada. Hacen los seguimientos como pueden, pero a mí me conocían pq tengo un familiar entre ellos y saben q siempre tuve perro y q no lo iba a maltratar, eso sí, la sra q lo tenía en acogida, estaba enamorada de él y me dijo q ella lo recogía si tenía algún problema. Llegó con miedo a todo, sobre todo a la gente q llevaba paraguas o muletas, encorvaba el lomo para q no le pegasen y daba el frente. No sabía lo q era un juguete ni sabia jugar. Empecé a jugar echando pachangas de fútbol en el pasillo de casa y así empezó a descubir el juego. Hay días q tiene miedo, pero otros los lleva bien, y comienza a ir por la calle con el rabo a media asta, no entre las piernas. Se adaptó con una facilidad increíble a nosotros y nos busca continuamente, creo q es feliz, con cariño y paciencia todo se va superando. Perdón por este relato tan largo, pero es q no puedo evitarlo. el juego. Hay días q tiene miedo, pero otros los lleva bien, y comienza a ir por la calle con el rabo a media asta, no entre las piernas. Se adaptó con una facilidad increíble a nosotros y nos busca continuamente, creo q es feliz, con cariño y paciencia todo se va superando. Perdón por este relato tan largo, pero es q no puedo evitarlo.

Nieves y Koda

Muchos ya conocéis la historia de Koda.
Fue encontrado deambulando por caminos y acojido en la protectora de Monzón cerca d donde yo vivo y con la que coopero en lo q puedo. Allí fue atacado por una perra con la q compartía habitáculo y le hizo heridas muy graves en cuello,patas,cabeza y cola. Era una época de masificación y lluvias en la prote y lo traje de acogida a mi casa. Después de muchas curas,,,mucha paciencia y mucho esfuerzo por parte de los dos pues nada…hasta q la muerte nos separe.

David y Ron

Os voy a contar la historia de cómo conocí a Ron.
Desde muy pequeño mi pasión eran los animales y mi ilusión, compartir mi casa con un perro, fuera cual fuere. Pero en mi casa, por una parte mi padre había tenido varios perros de joven, y sabía la responsabilidad que conllevaban, que era mejor (vivimos en un piso, no pequeño pero un piso) que tuviera su espacio, jardín… Y por tanto nunca me dejó. Además por otra parte, estaba respaldado por mi madre, que tenía fobia pura a estos animales, dado que mi abuelo (su padre), tuvo una mala experiencia con un perro y desde entonces en su casa había prevalecido esa opinión por los perros. Con lo cual, tenía todo en mi contra exceptuando que a mi padre le encantaban, claro. Mi hermano pequeño también les tenía pánico aunque le gustasen.
Bueno pues hace hoy un año y medio, me replanteé el volver a insistir, a raíz de que un conocido mío había tenido una camada de huskys (mi raza favorita junto a los alaskan y los eat) y me dio excesiva envidia. Pero lo hice también replanteandome saber cuidar yo solo de un perro, una vez ya adulto y no por capricho de niño. Pensé en qué raza sería la adecuada, y los nórdicos no lo eran…demasiado grandes para lo que mis padres consideraban pequeño para vivir en piso (aunque ahora sé que podría vivir sin problemas aquí), así que tenía que optar por otra opción más pequeña.
Pensé y fui descartando tantos…al final mi predilección son los lobos, todos los que se asemejan al lobo o al zorro. Pastores alemanes, malinoas, akitas, shibas…
Pensé en un shiba o pomerania, en un border collie por su talla mediana…
Pero al final, decidido a poder cuidarlo, y sin querer gastar dinero habiendo tantos que se regalan a patadas o son abandonados…
Me propuse ir cierto día a visitar una de las perreras o protectoras de Bilbao (yo soy de Getxo), e irme sin las manos vacías. Así, a lo loco. A ver qué pasa. Todo el mundo me decía…que sí, mete un cachorro en casa…verás cómo se enamoran.
Y dije…me la juego…una de las decisiones más arriesgadas de mi vida y más difíciles dado que no contaba con la aprobación de mis padres ni de nadie de mi familia por supuesto. Estuve mirando fotos por internet de cachorros en adopción, eran todos o casi todos mestizos, y yo quería alguno mezcla de Collie o de Pastor Vasco (estos últimos eran mis favoritos, pero también se hacían grandes), ya que serían medianos si estaban mezclados con perros medianos.
Así que el 13 de enero de 2016 llegué por la tarde al centro Labayru, sin conocimiento alguno de procedimientos de adopción, ni de qué me encontraría, ni de nada, sólo con la intención de ver a mi futuro compañero.
Y así fue.
Lo que me encontré fue algo que jamás había imaginado, sólo se veía en las películas o en las supertiendas perrunas…muchos compartimentos enanos repletos de cachorros aburridos que solo podían sentarse, dar dos pasos, comer y hacer sus necesidades en el mismo sitio…cachorros de todo tipo, color, tamaño y mezcla de razas…
Pero no me hizo falta mirar más allá…en el primer compartimento vi una bolita de pelo diminuta, con dos cachorros enormes…afirmando que todos ellos eran hermanos (esto no sé si es verdad, puesto que nunca me facilitaron datos de sus padres, ni de nada). Sólo ponía mezcla de pastor vasco. Sus hermanos serían grandes y él mediano.
Sin dudarlo hablé con la encargada y señalé al chiquitín. Ella encantada me lo sacó y lo sostuve en brazos…y luego lo puse en los de mi novia que me acompañó… Y fue lo mejor que experimenté probablemente en toda mi vida.
Pero sabía que era difícil. Me informaron sobre cómo iba la adopción, el papeleo, las vacunas…y les conté mi problema. Me animaron a intentarlo y si no, devolverlo. Acepté.
A sabiendas de que si lo llego a devolver me hundiría mucho. Me preguntaron si tenía un nombre para él, que era macho y tenía casi 3 meses. Yo tenía pensado Ron si era macho, y le venía al dedo, le pega mucho. Un nombre fácil, corto y bonito.
Quería experimentar de una vez qué significaba tener perro.
Así que al día siguiente volví con el coche y me lo llevé junto con todo el equipo, cama, pienso, cartilla…todo. Me gasté dinero en todo ello pero bueno, tampoco lo que se cobra en una tienda normal que me parece un robo y un insulto a los perros.
Mi estrategia era soltarlo en la cocina y que mi madre (Ana, presente en este grupo) lo viera sin decirle yo nada, y así fue.
Le entró un ataque de histeria y me dijo que lo apartara de su vista, y tras asegurarse de que iba en serio, llamó a mi padre que se encontraba trabajando, para informarle y que me parase los pies. Más tarde llegó él, y tenía menos, pero también un disgusto.
En mal momento se meó Ron, cuando estábamos discutiendo, y puso la cocina entera pringada.
Fue el factor desencadenante que hizo que mi padre le echara a Ron de casa, al rellano de la escalera, imaginaos, una bolita de 1 kilo y medio que no sabía ni dónde estaba, echado a patadas.
Me sentó tan mal, que me lo subí con su cama al trastero, y los dos dormimos esa noche arriba, solos.
Os podéis imaginar el enfado, justificado claro, de mis padres, y las noticias vuelan, de toda la familia. Ya estaban todos diciendome que lo devolviera, pero ya no quería separarme de él.
Pasé esa horrible noche de invierno como pudimos, hasta que se durmió y decidí bajar a dormir.
A primera hora, volví arriba y limpié todo lo que había hecho, estaba claro jaja. Pero el perro además estornudaba, se había resfriado.
Pasé todo el día con él en el trastero, y por la noche, mi padre nos mandó bajar a los dos.
Trajo una caja grande, porque al descubrir que estaba resfriado, le iba a dejar dormir en casa mientras buscaba dueño.
Mi familia miraba al perrito todo el rato, el saltaba y gemía, quería jugar y salir. Yo rezaba porque se enamorasen.
Y así fue.
A la hora y media, mi padre estaba haciéndole vídeos orgulloso mandándoselo a mis tíos, y mi madre…mi madre tardó dos días.
Le preguntaba a mi padre desesperada que si había caído en quedárselo, y mi padre le dijo que ya no había remedio, que le había cogido cariño.
Mi madre no sabía dónde meterse, nos llegó a decir que era ella o el perro y que se marcharía…
Hasta que un día después la descubrí acariciando a Ron y llamándole ‘cosita’.
Ron creció feliz con su familia nueva, y encima tuvo la suerte de ser el EAT más pequeño del mundo con sus 8’5 kilos, mi madre feliz por que fuera pequeñito, y ahora cada vez que se separa de él le entra una llorera del copón, y no os imagináis si le pasa algo al perro.

Alfons y Coco

Por lo que estoy viendo, la adopción de Coco fue menos traumática. Hacia unos aňos que queriamos adoptar pero no podiamos pq viviamos en un piso, así q en cuanto pudimos nos cambiamos a una casa para poder hacerlo. Un mes antes d mudarnos vimos a Coco (Masti en la protectora) en su web, todavia no tenia ni 2 meses, Gabriela se enamoró nada más verlo, no habia hablado todavia con ellos q ya lo tenia d fondo de pantalla y le habia puesto nombre, le daba un beso d buenas noches al movil cada dia, así q el dia d la entrevista con la protectora la frase fue…o me dejais adoptar a Coco o me adoptais a mi pq mi mujer no me deja entrar en casa. No sabian que raza era, solo q una persona lo entrego a él solo. Es un amor, obediente, cariňoso, jugueton y cuando gira la cabeza y levanta las cejitas nos derrite.

Esteban y Luci

Mi historia es que un día vio mi amigo un anuncio de que se regalaban cachorros de pastor vasco por que iba a poner ganado. La cosa se torció y tuve que quedarme una y bendito el día. Por que es una compañía a-luci- nante. He tenido un montón de perros y ninguno tan listo como este.

Inma y Elur

A mi Elur llegó en un momento en el que yo no estaba bien anímicamente, mi marido no era de animales en casa, mi hijo tenía miedo a los perros, pero dejaron entrar a Elur en nuestras vidas porque vieron que era lo mejor que me podía pasar. A mi me ha cambiado la vida y a mi hijo gracias a el se le ha pasado el miedo a los perros y hasta mi marido está encantado con él.  Yo lo encontré en la página web en el apartado de camadas, vimos su foto y nos enamoramos de él.

Jose y Laia

Os voy a contar la historia de Laia. Teniamos en casa un gorbeia llamado Txomin. Acojimos una mestiza gorbeia llamada Laia. A txomin le pico una garrapata y le fastidio no se movia. Y laia no sabemos por que empezo a ensuciar todo. Decidimos regalarsela a un pastor de guipuzcoa. Nos dijo que el ae encargaba del cambio de papeles y todo. Txomin le sacrificamos pues no se podia ya mover. Al de seis meses fuimos a ver a laia.
Que desilusion amarrada sucia esquilada. Encima nos dice el pastor que la tenia amarrada por que se escapo y se tiro 5 dias en la nieve.
Marchamos desolados mi mujer me dijo que si volvia y seguia igual la perra nos la llevamos.
Una tarde al de 4 meses me llaman por telefono desde loiola diciendome que tenian recojida una perra que estaba abandonada por el chip nos localizaron. El puto pastor de cambio de papeles nada. Coji el coche y sin decir nada fui desde barakaldo a loiola. En cuanto me vio se volvia loca la perra. Les di las gracias a los chicos que me llamaron y me lleve a laia a casa cuando la vio mi mujer no la reconocía mal esquilada flaca demacrada pulgas garrapatas. De todo. La baño y la dejamos en la cocina. De noche llego mi hija la mayor y dijo ya han vuelto a cojer otro perro cuando la dijimos que era laia se abrazo a ella y se puso a llorar. Hoy es el dia que no se separa de Marta ni un metro.

JULIA Y LUNI

Venga! Pues, llegaba a España y teniendo un jardín quise adoptar a un perro. En la perrera (PASOS de Vendrell) me dijeron que tienen una perra (mezcla collie) que está recien castrada y hace unos minutos que se ha despertado. Y la perrita ahí en el suelo ni podía andar ni nada pero movía su cola y intentó a acercase a mi para que le doy mimos. En este momento perdí mi corazón a ella. Dos días después volví a adoptarla. Me dijeron que es una perra con mucho trauma y en casa me di cuenta que es bastante grave. Ni sabía que tiene patas traseras, entonces la tuve que llevar en brazos fuera. solo me podía acerca a ella llamándola varias veces como para despertarla porque se veía que estaba en un otro mundo y a veces me enseño los dientes si se me olvidaba hacerlo. Harness, collar, correa, cables, todas las cosas con palo y más, la asustaron.
Ahora un medio año después, se pone super feliz cuando escucha a la correa, estamos aprendiendo cada día un movimiento más (para que se da cuenta que puede saltar o subirse a cosas, por ejemplo.) Ahora nos falta socializarla mejor porque marca mucho y es muy bruta pero lo vamos a conseguir! es muy despierta y inteligente, también muy cabezona y es un encanto.
Mi sombrita roja la llaman.
Ah si, se me ha olvidado. Aquí por la zona tiene que haber muchos niños de ella porque sus pezones tienen un tamaño de 2 cm…

JUENA E ISKANBILA

Hola muy buenos dias!!! Les cuento la historia de las un nuestras! Iskanbila( hacer barullo en euskera) fue adoptada en la calle … Bingen paseaba por Vitoria y vio a una chica que vivía en la calle con 3 perros, le llamo la atención la pequeña (Iska) además de bonita la perrita estaba muy asustada… Se acercó a la chica para hablar de los perros y ella le comentó que la había cogido recientemente de una camada en las faldas de Gorbea, creemos que del pueblo de Murgia y al ver su interés le dijo , te la vendo! Y Bingen tenia 40 euros en el bolsillo! Pues trato! A la semana de estar viviendo con Bingen en EA, iska salto detrás de un perro grande , del muelle a la playa , y se fracturó el codo… Pasó por varios veterinarios y le aconsejaron llevarla a la clínica indautxu, Bingen en ese momento no tenia trabajo y no podía afrontar el gasto de la operación pero el veterinario le dijo que el no podía dejar así a la perrita y la operó! Confiando en que luego cuandoejore su situación económica saldaría su deuda! A los 3 años de esto llegue yo de Argentina! Me enamore de los dos! Eran una pareja perfecta! ( ahora ya somos 5!) No sabia que existía esta raza de perros y me puse a investigar… Leí que la raza estaba en peligro de extinción , entonces para mi iska paso a ser doblemente importante! Para ese entonces vivíamos en Lekeitio. Al año decidimos cruzarla con un macho muy guapo de Mendexa,Gorri! nuestra intención era buena pero no estábamos tan informados como ahora… antes de nacer, ya los teníamos regalados a casi todos , nacieron 8 pero murió 1. De la camada había una hembrita torpe! No le dejaban comer los hermanos, yo tenia que sacarles de la teta para darle lugar a ella, la ultima en abriros ojos, en caminar, la mas delgada , le empecé a dar bibe y me volvi a enamorar , decidí que esa se quedaba en casa… Tenia que asegurarme de que saldría adelante , le llamé Izadi( natureza) . A los 3 meses me ofrecieron hasta 500 euros por la perra paseando , le miro las patas buscando los espolones ,según el p
en ese momento decía que sería una buena perra, y hoy en día cuando paseamos por el monte los pastores siempre nos paran por ella. Ahora bien, seguimos con la intención de aportar a este trabajo de conservar la especie y así fue como di con la pagina y este grupo! Ahora ya sabemos que hay que ser todavía mas conscientes y hacer bien y mejor las cosas , después de registrarlas a ellas queremos buscar un amigo para que Izadi traiga una camada!

Acerca del Autor

Artzain

Administración y edición del proyecto/canal de VoiP 112. Administrador foros en #iSenaCode. Podcaster en 112 e @iSenaCode y miembro applefriday y 4Geeks...!!!

Post similares

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

2 + 4 =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies